VEINTITANTOSLogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

Shutterstock
Qué es la hipnosis de carretera y cómo evitarla para salvar tu vida

Qué es la hipnosis de carretera y cómo evitarla para salvar tu vida

Quedar inconsciente mientras manejas es más común de lo que crees

15/02/2019 | Autor: Karina Avilés
Comparte en:

Viajar por carretera es de lo más divertido, pero también puede ser muy peligroso si no estás totalmente consciente. La “hipnosis de carretera” es de los fenómenos más comunes y potencialmente mortales que pueden ocurrir mientras conduces. Por eso, aquí te decimos exactamente qué es y cómo evitarla para salvar tu vida. 

Seguro has vivido o escuchado historias como esta: 

Vas manejando en carretera por un camino cuyo paisaje tiene pocas variaciones. Por ejemplo, un camino largo y recto, rodeado solo por pastizales color paja a ambos lados. Entonces, tu vista queda fija en un punto, mirando al frente del camino, y de pronto pareciera que tu cerebro se desconecta por un momento. 

Pasados unos segundos o hasta minutos, reaccionas y tratas de recordar qué pasó los últimos metros o kilómetros, pero no puedes. Simplemente sabes que seguiste maneando y que llegaste a salvo de un punto a otro, pero no lo hiciste conscientemente.

 

Este fenómeno es más común de lo que crees y se llama “hipnosis de carretera” o “fiebre de la línea blanca”.

Esto sucede porque a nivel físico tu actividad cerebral es mucho más lenta, ya que no hay distractores que estimulen la vista o novedades qué procesar. Entonces, el cerebro registra el paisaje como una imagen prácticamente fija y entra en una especie de reposo.

Tal estado provoca que también tus respuestas sean más lentas, lo que aumenta las posibilidades de sufrir un accidente. Los especialistas comparan este estado mental con la entrada del piloto automático de los aviones.

Por supuesto, este fenómeno no es exclusivo de las carreteras, también puede ocurrir mientras manejas en vías rápidas urbanas. Es más común por las noches, cuando solo ves el camino con su línea blanca y las luces de los lados, pero ya no hay más autos o actividad alrededor.

La “hipnosis de carretera” se interrumpe y finaliza en cuanto aparece alguna distracción en el camino. Por ejemplo, un señalamiento, un bache, casas, vacas o algún otro auto, cualquier cosa que pueda llamar tu atención y “rompa” esa imagen fija del paisaje.

 

El primer registro de un estudio sobre este fenómeno data de 1921. Ahí lo describen como “la conducción en estado de trance mientras miras un punto determinado”.

Años después, otro estudio hablaba de que los conductores podían “quedarse dormidos con los ojos abiertos”. Esta teoría sirvió en los años 1950 para explicar algunos accidentes de tráfico, hasta que en 1963 apareció el término “hipnosis de carretera”.

¿Por qué ocurre la “hipnosis de carretera”?

  • Algunos factores que pueden propiciar dicho estado de trance son:
  • Conducir cansado
  • Viajar durante mucho tiempo por rectas donde el paisaje es muy similar
  • Manejar sin compañía
  • Conducir de noche, ya que la falta de visibilidad hace que fijemos la vista la línea blanca que divide los carriles

Mira también: Aprende a estacionarte en 4 pasos

¿Cómo evitar la “hipnosis de carretera”?

Para no acabar en piloto automático mientras vas en carretera puedes hacer algunas cosas:

  • Dormir bien antes de emprender el viaje si vas a conducir
  • Alimentarte bien, ya que la falta o el exceso de comida pueden provocar somnolencia
  • Beber agua nos ayuda a estar despiertos porque la hidratación mantiene alerta al organismo
  • Procura viajar con compañía
  • Escucha música si viajas en solitario
  • Baja las ventanillas un poco para permitir la circulación del aire
  • Toma descansos cada dos horas como máximo, para mantener tu cuerpo activo
  • Aunque el paisaje sea aburridísimo, procura mirar a tu alrededor y no fijes la vista en un punto, en especial en el horizonte, donde el camino se junta con el cielo.

¡Cuídate al volante!

 

Encuentra contenido extra en nuestra edición enriquecida ¿Ya descargaste la app? Encuéntrala en App Store y Google Play.

Notas relacionadas